Archivos de la categorías: Turismo

Nívar, el entorno

El entorno

Nivar al ser un municipio enclavado en una zona de media montaña, La Sierra de la Yedra, tiene un entorno muy rico en sendas, veredas y caminos. Estos recorridos destacan por su vegetación, por sus vistas y por los nacimientos de agua o acequias que lo acompañan.

También hay dos parajes muy conocidos por todos los niveros y niveras, con fuerte tradición histórica del municipio: La Fuente de Nivar y el Castillejo.

La Fuente de Nívar

Es un paseo que permite llegar desde el núcleo urbano a un nacimiento de agua, del que hasta hace unos años, se abastecía de agua al municipio. Desde él se inicia el discurrir de las diferentes acequias que abastecen los huertos del municipio (en la actualidad casi inexistentes). Hoy día, este nacimiento está cubierto y las acequias muy deterioradas. Aunque en este último año se ha realizado un intento de mejorar la zona, el deterioro y abandono de la zona es evidente.

El Castillejo

Esta inscrito dentro del Catálogo General del Patrimonio Histórico Andaluz, como zona arqueológica, ya que es un asentamiento del siglo VI que perdura hasta el siglo XII, aportando una notable información arqueológica (un poblado, con dos áreas residenciales una correspondiente a la época tardoantigua y otra de los siglos X y XII, necrópolis, silos, cerámicas)  sobre este período.

La importancia del yacimiento reside en que se configura como una zona clave para entender el cambio social producido por la conquista islámica de la Península Ibérica, además de ofrecer la posibilidad de aproximarse a un período histórico como es el tardorromano.

El Castillejo de Nívar en un yacimiento único ya que  cuenta con unas tumbas excavadas con diferentes orientaciones, lo que permite situarlo precisamente en el punto crucial de la llamada transición del siglo VIII: el momento en el que comienza el cambio de la antigua sociedad visigótica a la recién entrada sociedad islámica.

El Castillejo de Nívar es testigo de la época en la que va a comenzar la gestación de la Vega de Granada tal y como la conocemos hoy en día: la introducción de los sistemas de regadío y de las especies agrícolas que han llegado hasta nuestros días (como la granada, los cítricos, etc.) que provocaron el cambio de la sociedad y fueron en cierto sentido responsables del abandono del Castillejo por el emplazamiento actual de Nívar (puesto que no se podían adaptar los sistemas de regadío al sitio del castillo).

Nívar es por tanto un enclave privilegiado para conocer la historia local y regional de Granada, y, más allá, para entender los procesos de encuentro entre dos culturas diferentes.

En enero de 2007, sufrió graves daños como consecuencia de la voraz acción de las máquinas excavadoras al comenzar la construcción de una urbanización en las parcelas de su entorno. Esas obras, que fueron permitidas por el Ayuntamiento tras aprobar el correspondiente plan parcial

 

Captura de pantalla 2014-12-13 a la(s) 16.26.44

Archivos de la categorías: Turismo

Nívar, el entorno

El entorno

Nivar al ser un municipio enclavado en una zona de media montaña, La Sierra de la Yedra, tiene un entorno muy rico en sendas, veredas y caminos. Estos recorridos destacan por su vegetación, por sus vistas y por los nacimientos de agua o acequias que lo acompañan.

También hay dos parajes muy conocidos por todos los niveros y niveras, con fuerte tradición histórica del municipio: La Fuente de Nivar y el Castillejo.

La Fuente de Nívar

Es un paseo que permite llegar desde el núcleo urbano a un nacimiento de agua, del que hasta hace unos años, se abastecía de agua al municipio. Desde él se inicia el discurrir de las diferentes acequias que abastecen los huertos del municipio (en la actualidad casi inexistentes). Hoy día, este nacimiento está cubierto y las acequias muy deterioradas. Aunque en este último año se ha realizado un intento de mejorar la zona, el deterioro y abandono de la zona es evidente.

El Castillejo

Esta inscrito dentro del Catálogo General del Patrimonio Histórico Andaluz, como zona arqueológica, ya que es un asentamiento del siglo VI que perdura hasta el siglo XII, aportando una notable información arqueológica (un poblado, con dos áreas residenciales una correspondiente a la época tardoantigua y otra de los siglos X y XII, necrópolis, silos, cerámicas)  sobre este período.

La importancia del yacimiento reside en que se configura como una zona clave para entender el cambio social producido por la conquista islámica de la Península Ibérica, además de ofrecer la posibilidad de aproximarse a un período histórico como es el tardorromano.

El Castillejo de Nívar en un yacimiento único ya que  cuenta con unas tumbas excavadas con diferentes orientaciones, lo que permite situarlo precisamente en el punto crucial de la llamada transición del siglo VIII: el momento en el que comienza el cambio de la antigua sociedad visigótica a la recién entrada sociedad islámica.

El Castillejo de Nívar es testigo de la época en la que va a comenzar la gestación de la Vega de Granada tal y como la conocemos hoy en día: la introducción de los sistemas de regadío y de las especies agrícolas que han llegado hasta nuestros días (como la granada, los cítricos, etc.) que provocaron el cambio de la sociedad y fueron en cierto sentido responsables del abandono del Castillejo por el emplazamiento actual de Nívar (puesto que no se podían adaptar los sistemas de regadío al sitio del castillo).

Nívar es por tanto un enclave privilegiado para conocer la historia local y regional de Granada, y, más allá, para entender los procesos de encuentro entre dos culturas diferentes.

En enero de 2007, sufrió graves daños como consecuencia de la voraz acción de las máquinas excavadoras al comenzar la construcción de una urbanización en las parcelas de su entorno. Esas obras, que fueron permitidas por el Ayuntamiento tras aprobar el correspondiente plan parcial

 

Captura de pantalla 2014-12-13 a la(s) 16.26.44